Categorías: ConsejosEmprendimiento

Networking, un juego de suma positiva

Hace 20 años, Robert Wright publicó su libro NonZero: The logic of human destiny, basando sus argumentos en la teoría de juegos, que nos ayuda a entender el significado y la importancia de una suma positiva o no-cero. Esta teoría refiere tres tipos de interacciones humanas: las que resultan en una suma cero, donde lo que gana una parte, lo pierde la otra; las de suma negativa en donde todos pierden, y por último aquellas en las que ambas partes ganan y se les llama de suma positiva.

Cuando las dos partes ganan, estamos considerando que existe posible cooperación, comunicación y la intención de crear un beneficio, ganando el bien. Esto, a su vez en el tiempo podrá generar desarrollo, progreso y bien común. Lo anterior no en un sentido utópico e idealista, sino estratégico; es decir, que se actúa teniendo en cuenta la influencia conjunta sobre el resultado propio y ajeno de las decisiones de los involucrados.

El comercio es un claro ejemplo de una interacción humana suma positiva. Quien vende un bien que satisface adecuadamente la necesidad de otro. Pero el comercio suele iniciar con la intención de venta, con la oferta de un producto o servicio, es decir, con la puesta en valor de lo que se ofrece. Y ¿qué pasa cuando se ofrece talento?, cuando se personifica el producto o servicio en el ejercicio de Networking, de trabajo en una red alrededor de una persona.

En el libro, Wright da un ejemplo. Un grupo de japoneses fabrican una camioneta para vender a cierta persona. Su intención no es la de cooperar con él, no lo conocen, pero sí lo hicieron con la intención de sumar a esa persona, para que pudiera beneficiarse con el uso del producto. Eso es justamente lo que pasa en un ejercicio de Networking, es necesario salir a presentarnos y decir aquello que representamos, con la plena intención de lograr una suma positiva. 

Un Networking efectivo requiere elementos de forma, como: una adecuada presentación de ideas, preparación, presencia, actitud, entre otros; pero también debiera tener componentes de fondo, como la intención de ganar y que gane la otra parte, esto beneficiará a ambos en el corto plazo y detonará efectos positivos a mediano y largo plazo. Y tú ¿Con qué intención haces Networking?

 

Por Roberto Galíndez Gallegos rjgalindez@gmail.com

Twitter, Instagram y LinkedIn @rjgalindez

Compartir
Fundación Beca

Deja un comentario
Publicado por
Fundación Beca
Etiquetas: networking

Esta web usa cookies.